'Las marchas son para andar, para aliviar al costalero y al músico'

En plena calle Sierpes de Sevilla Abel Moreno tenía el compromiso de tocar Macarena a la altura del Casino Militar. "Llegado a ese punto todo estaba preparado, sólo con decir Macarena la Banda del Soria 9 estaba dispuesta para tocar. Antes de levantar el paso un costalero pidió ¡Agua! Los músicos entendieron que la voz era la mía, sin tiempo para remediar el entuerto el paso se levanta. Media banda iba tocando Virgen de las Aguas y la otra Macarena, en estéreo" (sonrisas).

Leer más...