Editorial Anacrusa presenta ‘El Clarinete y su entorno en la historia’ de Juan Vercher

La Editorial Anacrusa, que está recuperando la obra del clarinetista, compositor y director de Tavernes de la Valldigna, Juan Vercher, presenta la segunda edición, revisada y ampliada, de su libro ‘El Clarinete y su entorno en la historia’.

El libro El Clarinete ha sido resultado de toda una carrera profesional que culmina en la dedicación docente. La escritura del libro El Clarinete le ocupó los años más prolíferos de su vida; sus viajes por Europa, sus indagaciones en busca de una pista, de una ficha, de una documentación y de muchos ejemplos prácticos a lo largo los años como profesor en el Conservatorio.

En definitiva, un libro que recopila la práctica absoluta de las posibilidades interpretativas del clarinete, su historia, la labor pedagógica y pone de manifiesto la posición relevante del clarinete en diversas obras de grandes compositores, así como los recursos del instrumento.

a nueva edición está ya a la venta en Editorial Anacrusa en el siguiente ENLACE.

Aquí adjuntamos un resumen del libro, su índice y el prólogo. DESCARGA AQUÍ


Resumen de un Prólogo. Inicio de un comienzo.

Richard P. Feymann dijo: 'Que tengan ustedes la libertad de no verse obligados a perder su integridad científica para mantener su posición en la organización, lograr respaldo financiero o lo que sea'.

Era antiguamente dicho también, que alma y cuerpo estaban unidos por un cordón de plata. Como todos, el músico ansía encontrar esa suerte o ese cordón de plata que pueda ensamblar su espíritu musical con la ciencia.

He leído el libro de Juan Vercher (mi padre), y me ha dado una gran impresión el poder casi por sentido común intuir la valía del material histórico, técnico y didáctico en él contenido, que sin duda y ausente de cualquier posición subjetiva por mi parte suponen tanto para el clarinetista como para el profesional del Clarinete: aseveración que me permito a matizar y que sin duda el lector se dará cuenta después de haberlo estudiado. Pero lo que más me ha chocado por decirlo de alguna manera, es ver rodar al autor en su obra con el eje de su saber técnico, sin ocultar al mismo tiempo la cara del sentir musical artístico.

Porque el arte es sentido y el sentido humanidad en su estado puro, y porque la ciencia es herramienta cuyo dominio puede felizmente desembocar en virtud, es propensa a convertirse también en fundamento de la llamada pérdida de integridad, en este caso musical.

En un principio, la idea central de este nuevo Prólogo fue ahondar en el porqué del estudio teórico en la disciplina instrumental, como bagaje intelectual indispensable de las aspiraciones musicales, docentes e interpretativas del clarinetista.

De sobra es conocida la trayectoria musical del autor, pero, quisiera que el lector abriera un poco su visión artística de la música, visión que podemos tener todos y que tan olvidada muchas veces por desgracia está, y que descubriera que las palabras en sí no están solamente al servicio de la literatura, sino que pueden estar y constituir dominios de cualquier arte, incluyendo a la música como lenguaje universal.

Concretamente el clarinetista verá en este libro no sólo lo que espera en cuanto a contenido didáctico, sino también en cuanto a lo que, como intérprete, le puede suponer conocer instrumentos antecesores al suyo con el fin de que pueda salvaguardar la esencia de la música a interpretar frente a la técnica que para su ejecución le pueda brindar este tiempo que le ha tocado vivir.
Si anteponemos entonces la necesidad musical frente a lo demás, con la lectura del libro obtendremos como consecuencia inmediata, el manual del concertista. Este manual que no solamente enseña a conseguir resultados, sino a que estos sean conseguidos con integridad musical.

Creo sinceramente que este libro evidencia la integridad del autor para con la música, prefiriendo el servicio al arte frente a los mandamientos técnicos, único camino a seguir para encontrar el cordón de plata, y, como función pedagógica el ayudar a los demás a encontrarlos para sí.

El recorrido histórico del Clarinete en manos de los clarinetistas es algo que a nivel educativo y docente es indispensable. Pero lo es más a otro nivel: el del virtuoso del instrumento. Éste se inmiscuirá en el recuerdo y el transmitir de los tiempos Clarinete en mano, le hará innatamente sentir la época, los momentos, y los pensamientos del autor padre de las notas que reposan en la partitura.

De inmediato nos convertiremos de ente biológico soplando, moviendo dedos y emitiendo sonidos con un instrumento, en artista. Seremos entonces capaces de poner nuestra habilidad técnica, a las órdenes de lo que el estudio teórico de los mil y un contextos que cada segundo envuelven la labor del concertista nos proporcionan. Y todo ello, al servicio del arte.

Quiero pues, mediante estas palabras y enfocando de esta forma este Inicio de un Comienzo, dar a entender al lector por qué este libro se llama El Clarinete y su entorno en la historia. Preservemos pues nuestra historia y no degrademos la labor artística no vaya a ser que algún día nos vendan un Clarinete con un manual de instrucciones. Y como del futuro musical se trata y hemos de conjugar con su pasado el talento artístico del momento, concluiremos pues con la frase que el autor del Prólogo anterior empleó. Esa genialidad de UNAMUNO que nos recordaba que “miremos más que somos padres de nuestro porvenir, que no hijos de nuestro pasado”.

Juan Vercher Martínez
Gandía, 2017

CALENDARIO DE EVENTOS

Enero 2018
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31